Proyectos del DCC obtienen fondos LACCIR

Image preview


Compartir

El Instituto Virtual Latin American and Caribbean Collaborative ICT Research (LACCIR) seleccionó dos proyectos de investigadores del DCC, que contribuirán al área de computación y educación.

 

El Instituto Virtual Latin American and Caribbean Collaborative ICT Research (LACCIR) dio a conocer los nombres de los proyectos beneficiados del concurso LACCIR RFP 2009. En total se seleccionaron cinco proyectos de las áreas de: salud, educación y tierra, medioambiente y cambio climático, en cuyo desarrollo trabajan conjuntamente investigadores de México, Chile, Brasil, Argentina, Colombia, Panamá, Uruguay y Bolivia. En particular, en los dos proyectos escogidos del área educación participan investigadores del DCC: el profesor Nelson Baloian y la estudiante de doctorado Valeria Herskovic.

 

El concurso LACCIR RFP 2009 provee financiamiento por un año y entre los proyectos seleccionados se distribuirán 250 mil dólares. En este llamado a participar se presentaron 25 proyectos de investigación provenientes de 50 instituciones de 15 países, que involucraron a 150 investigadores.

 

El Instituto Virtual Latin American and Caribbean Collaborative ICT Research (LACCIR) fue creado en mayo de 2007 según un acuerdo firmado por las facultades de Ciencias Físicas y Matemáticas de la Universidad de Chile, de Ingeniería de la Universidad Católica y Microsoft Research. Entre los principales objetivos de LACCIR se hallan conformar una red que permita llevar a cabo proyectos de investigación entre académicos de diversos países de Latinoamérica, compartir experiencias de aprendizaje a través de Internet y estrechar vínculos de colaboración entre las entidades participantes.

 

Proyectos DCC

 

“Bridging the gap between mobile and in-classroom learning”

 

Proyecto presentado por el académico del DCC Nelson Baloian y Flavia Santoro, de la Universidade Federal do Estado do Rio de Janeiro, Brazil.

 

Según explica el profesor Baloian, el proyecto se enmarca en el área de la computación para apoyar la educación. “Específicamente se tratará de diseñar y validar nuevas prácticas pedagógicas que, combinando la computación fija y móvil, permitan concertar las experiencias de aprendizaje dentro del aula y fuera de ésta, cada una aportando su especialidad para enriquecer el proceso de aprendizaje. El desafío computacional consiste en aplicar y/o desarrollar la tecnología necesaria para que este aprendizaje se realice en forma colaborativa y sin disrupciones entre los dos escenarios”, comentó el académico.

 

Baloian señala que si bien los fondos que entrega LACCIR  proveen financiamiento por un año, la idea es que con los resultados que se obtengan sea más fácil postular a otros fondos para continuar el proyecto, “dado que en un sólo año es poco lo que se puede avanzar en un tema de este potencial, pero es suficiente para iniciar firmemente el camino”, concluyó.

 

“Latin American Network to Support Collaborative Education on Experimental Software Engineering”.

 

En el desarrollo de esta investigación participa la estudiante de doctorado del DCC, Valeria Herskovic; Guilherme Travassos de la Universidade Federal do Rio de Janeiro, Brazil; Silvana Aciar de la Universidad Nacional de San Juan, Argentina; Andrés Neyem de la Pontificia Universidad Católica de Chile; Faber Giraldo de la Universidad del Quindío, Colombia; José Luis Arciniegas de la Universidad del Cauca, Colombia; Raquel Anaya de Páez de la Universidad EAFIT, Colombia, y Clifton Clunie de la Universidad Tecnológica de Panamá.

 

El proyecto propone utilizar actividades de aprendizaje colaborativo en un soporte computacional, con el fin de enseñar las mejores prácticas en cursos de ingeniería de software. En particular, se busca hacer frente a los desafíos que existen detrás del desarrollo de software distribuido, un problema nuevo de gran relevancia en la industria del software. Con esta iniciativa se pretende transferir conocimiento a estudiantes de pregrado, a través de un conjunto de actividades de colaboración distribuida diseñadas para alcanzar el objetivo planteado. Participarán profesores y estudiantes de siete universidades de América Latina, quienes trabajarán en forma colaborativa en un escenario real de desarrollo de software distribuido y para lo cual utilizarán redes académicas de alta velocidad (RENATA Colombia, RETINA-Argentina, REUNA-Chile y Red CyT-Panamá).

 

Valeria Herskovic cuenta que el aporte principal que se realizará “es un framework de actividades de aprendizaje colaborativo, para ayudar a los estudiantes a adquirir buenas prácticas en ingeniería de software y  capacidades para el desarrollo distribuido de software. En el largo plazo se pretende que se unan más universidades y se implemente un laboratorio de ingeniería de software latinoamericano, para ayudar a los alumnos a ser más competitivos en el mercado global”.

 

Más información de todos los proyectos seleccionados: http://www.laccir.org/laccir/

 

--
Comunicaciones DCC
DCC, 35 años desarrollando la Computación en Chile