Profesor Gonzalo Navarro elegido consejero de Fondecyt

Image preview

Profesor Gonzalo Navarro.


Compartir


“Espero que tener a alguien de Computación sirva para que se comprenda mejor nuestra disciplina científica”, expresó el académico sobre este nombramiento.

 

Una muy buena noticia para el Departamento de Ciencias de la Computación (DCC) es el nombramiento del profesor Gonzalo Navarro como uno de los cuatro miembros del Consejo Superior de Desarrollo Tecnológico del Fondo Nacional de Desarrollo Científico y Tecnológico (Fondecyt), cargo que ejercerá hasta el año 2013.

 

Las funciones de este consejo se relacionan con la asignación de recursos en los programas Fondecyt y Fondap, pudiendo también establecer programas específicos de investigación, convocar a concursos, evaluar los proyectos, y seleccionar y supervisar proyectos en ejecución. Actualmente, el Consejo está conformado por: José Miguel Aguilera, presidente de Conicyt; Carlos Ovalle, para el área de Salud, y Producción Animal y Agronomía; Luis Michea, para el área de Medicina, y  Gonzalo Navarro, para el área de Ingeniería.

 

Los consejeros, son personas destacadas ya sea por sus aportes en investigación o por su erudición, permanecen tres años en su cargo, y su nombramiento se produce a través de ternas propuestas al Presidente de la República por los mismos Consejos.

 

Si bien son escogidos a título personal, el profesor Navarro afirma que para el DCC es un prestigio que uno de sus académicos integre esta instancia. En lo personal, espera que “tener a alguien de Computación sirva para que se comprenda mejor nuestra disciplina científica y, eventualmente, para mejorar los mecanismos de evaluación con respecto a nuestra área”, señala el académico. 

 

“Por otro lado –dice-, el poder lograr que nuestra área sea mejor comprendida y evaluada tendría un impacto positivo importante para el DCC y para la Computación en Chile. Un sistema de evaluación inadecuado no sólo nos hace perder oportunidades de financiamiento, sino que finalmente deforma la orientación de la investigación, forzando a los investigadores a orientarse hacia lo que otros, que no saben de computación, creen que deberían hacer, debiendo elegir entre hacer eso para obtener fondos, o hacer lo que es mejor para sus carreras en términos de la evaluación internacional por sus pares. Pero sin fondos tampoco pueden llevar adelante esta otra carrera”, reflexiona el profesor Navarro y agrega que si bien este no es un problema sólo de Chile, no ocurre en países donde la computación está muy desarrollada: “Espero poder lograr que la forma en que se miden los logros en Computación en Conicyt finalmente coincida con los estándares internacionales, pero no puedo prometer que lo conseguiré”, concluyó el académico.

 

--
Comunicaciones DCC
35 años desarrollando la computación en Chile