Finalizan cursos de Computación para escolares en el DCC

Image preview

Curso de Computación

Image preview

Taller de Scratch

Image preview

Foto oficial cursos de Computación I y II


Compartir

Los cursos de la Escuela de Verano, Computación I y II, más el taller de Scratch, impartidos por académicos del DCC finalizaron exitosamente en las dependencias del Departamento.

 

Con  una ceremonia donde participaron alumnos, apoderados y el director del Departamento, profesor Nelson Baloian, el pasado jueves 24 de enero en el auditorio del Departamento de Ciencias de la Computación (DCC) se realizó un acto de finalización de los cursos de Computación I y II de la Escuela de Verano de la FCFM, dictados por el profesor el Juan Álvarez.

 

En la ceremonia, el profesor del DCC Juan Álvarez explicó que la Escuela de Verano nació como un proyecto  académico de la FCFM de la Universidad de Chile, el cual está dirigido a estudiantes de enseñanza media que tengan interés en  aprender más contenidos de los que entrega el colegio. “Esta Escuela es de iniciación universitaria, los estudiantes tuvieron un modelo de estudios universitarios que va más allá de los contenidos tradicionales que aprenden en el colegio. Estos cursos son instancias de orientación para la futura elección de una carrera de educación superior”, explicó el académico.

 

Los cursos de Computación I y II que este año contaron con cincuenta alumnos tienen como objetivo generar en los estudiantes de enseñanza media, interés por la informática y los avances tecnológicos a través del desarrollo del razonamiento algorítmico, que es tema fundamental en el ámbito de la Ingeniería que se enseña en esta Facultad.

 

El académico del DCC explicó que con estos cursos los estudiantes  aprenden diversas habilidades que son en su mayoría diferentes a las que enseñan en los colegios: “Los alumnos reciben una formación distinta en bases científicas de la Computación, un área que hoy está siendo muy  bien evaluada a nivel nacional e internacional, por lo cual creemos que en un futuro nuestros estudiantes serán muy demandados por el mercado”. Agregó que  “aprobados ambos cursos a los estudiantes se les permite reconocer la asignatura de Computación I del primer semestre del Plan Común de la FCFM”.

 

En tanto el director del DCC, Nelson Baloian, felicitó y agradeció a los estudiantes y apoderados por aceptar venir a estos cursos de verano que sin duda les ayudarán a despertar el interés por el área de la Computación, que está siendo cada vez más importante para Chile siga creciendo”.

 

Programación entretenida para niños

 

También en el marco de la Escuela de Verano, el 18 y 19 de diciembre, la profesora del DCC Nancy Hitschfeld  dictó por primera vez un Taller de Scratch para estudiantes de quinto y sexto básico.

 

Scratch es un software creado en el MIT   para niños entre 9 y 14 años, con el objetivo de motivarlos a interesarse de manera temprana y entretenida por la tecnología. “Y no sólo como usuarios, sino que la idea es que ellos también vean que pueden construir lo que imaginan, pueden diseñar juegos y armar simulaciones de manera fácil”, afirma la académica.

 

El primer día del Taller, los niños crearon un laberinto, para el que debieron escoger los animales que participarían, comida para darles y otorgar un puntaje, de modo que cada vez que el animal elegido encontraba y se comía el alimento sumaba un punto. También crearon un cañón con el cual apuntarle a objetos, de modo que el programa contara a cuántos les pegaba. En tanto, el segundo día, el trabajo se enfocó en desarrollar historias interactivas, “por ejemplo una alumna creó una historia en la que a una niña se le aparecía un mago al que le decía que estaba aburrida, y el mago con su varita mágica la transportaba a una ciudad”, cuenta la profesora.

 

“Es entretenido, sabía de computación, jugar juegos, pero no crear”, dice Sofía, de 11 años, mientras que Claudio, de 10 años, destaca que si antes le gustaba la computación “ahora me gusta más. Me encantaría volver a un taller así”, afirma entusiasta y cuenta que creó una historia sobre un pez que no puede ser pez y se hace amigo de un gato.

 

De este modo, Scratch permite que los niños desarrollen pensamiento lógico y algorítmico, “ya que hay una secuencia de pasos y tiene que ser en un cierto orden para lograr el objetivo”, explica la profesora, quien realizó una evaluación positiva de esta primera experiencia: “Quedaron todos muy entusiasmados por haber aprendido algo nuevo, útil y fácil de seguir trabajando solos, porque el software es gratis. Y espero que esto efectivamente influya en aumentar el ingreso a la carrera”, afirma la profesora y adelanta que planea repetir la experiencia durante las vacaciones de invierno.

 

Ver galería de fotos cursos de Computación I y II.

Ver galería de fotos Taller de Scratch.

 

--

Comunicaciones DCC